Follow by Email

jueves, 31 de marzo de 2011

Ya no siento mariposas en el estómago pero...


  Ayer hablábamos unas amigas de "Las mariposas en el estómago", esas que se sienten cuando recién uno está enamorado, cuando todo es nuevo, cuando existe el misterio, es el principio del amor, del que puede ser muy grande y profundo y también del que puede ser corto e intenso.

     Yo comenté que ya no siento esas mariposas, ahora, después de tantos años, te siento mas cerca que nunca, con sólo mirarte imagino lo que sientes, no han sido en vano los años compartidos, conviviendo, creciendo el uno con el otro, aprendiendo, comprendiendo y siendo cómplices, en tantas cosas… no cambio unas nuevas mariposas en el estómago por la comunión de años, por las vivencias que nos han hecho fuertes, que nos han enseñado a comprendernos, que nos han regalado a nuestros hijos, un tiempo maravilloso y en su mayor parte feliz. 

    Qué duda cabe que para llegar hasta aquí hemos tenido y seguimos teniendo diferencias, somos diferentes, somos uno cada uno de nosotros pero queremos mirar al mismo horizonte, queremos hacerlo juntos, es nuestra voluntad, una meta conjunta, innumerables momentos de alegría y también de pena, porque la vida es así, tiene de todo y de las emociones sentidas juntos ha crecido nuestro presente, ahora nos acompañamos, cuidamos el uno del otro, vivimos nuestro hoy, que el mañana ya llegará y también lo aceptaremos como hemos hecho hasta ahora, sin grandes aspavientos, porque, sabemos, que tanto el éxito como el fracaso son dos grandes mentiras, es la sencillez y las pequeñas cosas lo que aporta sentido a nuestras vidas, y es que, siendo tan diferentes, los dos hemos encontrado en la humildad nuestra razón de ser.
TE AMO.

sábado, 19 de marzo de 2011

El padre. Te quiero.

       Un padre es el hombre que te hace sentirte una reina, que te hace creer que eres lo más importante en el mundo, es, cuando eres pequeña, el ser mas idealizado de tu vida, un buen padre es un sello de seguridad para toda la vida. La tan cacareada autoestima  viene de él, todos los padres deberían saberlo, son tan importantes en la vida de sus hijos que si nos falta, se nos tambalean todos los cimientos, si están pero no cumplen su función, la de querer y guiar, la de exigir y comprender, la de saber y compartir, se crea un vacío en la vida del hijo/a que nadie puede suplir.

  Los padres y las madres tienen que ser conscientes de la importancia de esta figura en nuestras vidas, dichoso aquél que ha disfrutado de un  bien así durante su crecimiento, que ha podido recostarse en el hombro de un padre contándole sus ocurrencias o sus preocupaciones, preguntándole qué haría él en este caso o más tarde ayudándole en su otoño e invierno de la vida, devolviéndole un poco de la abundancia de amor y generosidad que antes recibió.

   Este es mi pequeño homenaje a esa figura que conocí y amé, aunque por las circunstancias de la vida  perdí demasiado pronto, aunque el recuerdo de mi precioso tiempo con él perdurará toda mi vida, vaya desde aquí mi recuerdo a los que son hijos de sus padres y los sienten presentes en sus vidas, haganle saber lo importantes que son, digan a sus madres y abuelas que el amor al hijo no es exclusividad de las mujeres, que ellos también saben amar, saben sufrir y echar de menos, que muchas veces se retiran por no entorpecer la "Armonía familiar" y que en su renuncia hay  mucho amor y mucho dolor.

Te quiero papá .

Este es un blog para comunicar mis sentimientos positivos a las personas que han marcado mi vida.

domingo, 13 de marzo de 2011

Palmira.

Era menuda y nerviosa, apasionada, ella decía que se parecía a Liz Taylor (Nada que ver), mamá se reía mucho cuando lo decía, pero la belleza externa es lo de menos, ella tenía unas manos prodigiosas y tocaba el piano como los ángeles, leía hasta los autores prohibidos en aquélla época, yo la oía a escondidas, porque antes los niños -no podíamos escuchar las conversaciones de los mayores- y mucho menos intervenir, pero era tan vital, tan enamorada de la cultura que contagiaba a cualquiera que le pusiera un mínimo de atención. Es una figura que ha tenido gran presencia e influencia en mi vida, las tardes en su casa, oyéndola tocar su piano, acompañar a tenores que acudían allí para deleitarnos con sus áreas de diferentes óperas o zarzuelas, qué privilegio, una mujer, como tantas, que pasó prácticamente desapercibida por esta vida, que podría haber sido una celebridad, pero que prefirió soñar, amar a Chopin platónicamente, pensar que la amaban apasionadamente como ella quería, ella lo daba todo, su alegría, sus risas y bromas, cómo animó nuestra niñez y la soledad de mi madre. La última vez que la ví viva estaba postrada en la cama dejando esta vida, era tan increible y se alegró tanto de mi visita, que comenzó a contar chistes y anécdotas que tenía en su lúcida memoria, una de ellas la recuerdo especialmente, me contó que había un político tan feo en los tiempos de la República que una vez en el parlamento, otro político en una discusión le comentó que él había engañado a los parlamentarios, que tenía dos caras, a lo que el feo contestó: -¿Usted cree que si tuviera otra cara no la cambiaría por ésta?- me lo contaba y reía como una niña, volvía a vivir su experiencia, después me preguntó: -¿Y tú, no tienes ningún chiste que contarme?- me quedé anonadada, se estaba muriendo y estaba llena de alegría...Vaya desde aquí mi recuerdo y amor a esta gran mujer desaprovechada por tanta gente, menos mal que gracias a mi madre, nosotros sí la disfrutamos, sí la quisimos y sí la valoramos.

jueves, 10 de marzo de 2011

El blog.


















El blog es una forma más de comunicación, me recuerda a las cartas que escribíamos, entonces sabíamos que alguien determinado las leería, alguien que nos conocía y nos apreciaba o con el que manteníamos una relación profesional. Hoy escribimos por esa necesidad de conectar con los otros que tiene el ser humano, por contar y por aprender de los demás, de sus vivencias, tantas cosas a las que podemos tener acceso tan solo por estar en este medio de relación con el mundo entero. Volar con las palabras, viajar con los sentidos, navegar por los sentimientos y encontrar puertos que estaban ahí pero que de otra manera no los habrías tocado. Maravillosa mente humana que crea continuamente y sin descanso nuevas posibilidades para avanzar, nuevos métodos para saber, inesperados cuadros para ver que la vida es como es, a veces hermosa y otras desesperada, pero siempre derrochadora de experiencias, siempre maestra de la que podemos si elegimos, aprender.  







lunes, 7 de marzo de 2011

El tiempo.

-Despierto. Tengo ante mí, detrás de mí, la noche eterna. He dormido durante millones de años, durante millones de años voy a dormir…No tengo más que una hora. ¿Ibais a estropeármela con explicaciones y máximas?. Me estiro al sol, apoyado en la almohada del placer, en una mañana que jamás volverá…


-El tiempo…como nos marca, nos dejamos dominar por el reloj, ahora me levanto, ahora como, ahora duermo, ahora trabajo…todo en nuestras vidas está cronometrado. ¿Y la espontaneidad?, a veces, en los medios de transporte me fijo en sus caras, están aburridos…¿Porqué?, y pienso, ¿Qué pasaría si ahora mismo empiezo a reírme solo?, ¿Reaccionarían y me acompañarían con empatía?, ¿O seguirían ahí, serios, cansados, absortos, pensando que todos los demás tienen la culpa de su tristeza menos ellos?

-La compulsión surge porque el pasado te da una identidad y el futuro contiene una promesa de salvación, de una realización de algún tipo. Ambas son ilusiones.


-Quisiéramos ajustar nuestra conducta, orientar el curso de nuestro espíritu, de acuerdo con las horas y las estaciones, pero, sabemos que el ayer no es sino la memoria del día de hoy, y que el mañana es el sueño de hoy.


-Tenemos tiempo en abundancia, deberíamos estar satisfechos con el tiempo que tenemos, no pedir más tiempo del que ya hay, siempre tenemos tiempo suficiente. Deberíamos saber que alcanzaremos nuestras metas a tiempo y que el Gran Espíritu nos llamará cuando perciba que es nuestro plazo, incluso si no sabemos el número de lunas gastadas. Dejemos que el tiempo venga a nosotros en vez de salir a alcanzarlo en una carrera imposible, dejemos transcurrir nuestro tiempo, disfrutando de cada momento, es lo único que realmente poseemos, el aquí y el AHORA.

viernes, 4 de marzo de 2011

El turista.

Partiendo de la base de que cada uno de nosotros somos turistas en algún momento de nuestra vida y basándome en mi larga experiencia de trabajo con y para ellos y siendo consciente de que es un trabajo que puede ser muy agradable ya que la gente de vacaciones por lo general está de "buen rollo" y no como cuando eres un médico de familia que todo son dolores y tristezas... se me ha ocurrido escribir sobre las ocurrencias que tenemos cuando salimos a conocer mundo, dejamos los trajes y las corbatas por decirlo de alguna manera y nos relajamos...

El turista es una especie humana que ocupa temporalmente ciudades, playas y montañas. Los sitios cálidos los ocupa en busca del sol, huyendo del frío que asola sus ciudades en invierno. Las ciudades con mucha cultura también atraen su atención y se dirige allí en busca de museos y edificios vetustos para sacar fotos y enseñarlas a sus amigos. Cuando va a los sitios soleados se pone al sol y vuelve casi negro también para presumir delante de sus allegados. Su comportamiento puede variar, los hay que se agolpan en torno a una cucaracha moribunda en un centro comercial observando con gran interés sus últimos estertores, hasta los que piden cultura en un lugar turistico surgido hace 40 años en pro de estos visitantes y dónde por supuesto no existen museos ni edificaciones antiguas, si le entregas un mapa doblado lo desdoblará para mirarlo, si por el contrario les das uno sin plegar, lo plegará minuciosamente sin importarle que detrás hayan más personas que esperan, pero es que no se da cuenta, él está de vacaciones y no tienen ninguna prisa. Otra cosa curiosa es que no ve, no ve los carteles de CERRADO (Aporreará la puerta en un intento desesperado por abrirla), ni los horarios, ni los mapas indicando direcciones, si tú le das una información que ha demandado, él la cogerá y sin mirarla te preguntará por las indicaciones que ya tiene en sus manos, le gusta mucho preguntar, mucho más que leer o mirar, ahora, si por ejemplo hay una limpiadora que da brillo a unos cristales, la observará con gran interés, como a la cucaracha. Dentro de esta especie hay unas subespecies que paso a describir:

Turista de viaje organizado de mayores.-

Empecemos por cuando sube al avión, eso es divertidísimo, Juana va delante para coger el mejor asiento, y Domingo se ha quedado un poco rezagado, bien, ella ocupará tres asientos en la primera fila y no dejará que se siente nadie más hasta que llegue su pareja y decida si quiere ventanilla o pasillo, mientras tanto, él, que es muy listo también, ha encontrado el sitio ideal en la fila de emergencias, tampoco deja, por supuesto que entre nadie hasta que Juana decida, a todas éstas, los TCP o tripulantes de cabina de pasajeros, se vuelven locos tratando de acomodar a los viajeros cuanto antes para poder contárlos y dar parte de su número y comprobar que no falta nadie, pero Juana ya está desesperada porque Domingo no llega y comienza a vociferar: ¡Domingoooooooo!!!, el pasillo está ocupado con los otros turistas que buscan un sitio sin éxito, porque como Juana y Domingo suelen haber unas cuantas parejas más, hasta que Domingo se dá cuenta que en la fila de emergencias no puede ir con tanta bolsa debajo del asiento, los compartimentos de encima de su cabeza (Que no había visto), están llenos, entonces, de repente, oye la dulce voz de Juana entre todas las cabezas...y la ve, abanando y llamándole desde la primera fila, él, decidido, coge todos los paquetes con chorizos y jamones de su tierra y como puede va contracorriente al encuentro de su Dulcinea, llega, se sienta no sin antes tener una pequeña bronca por la falta de sincronización entre ellos, ya están todos sentados, uy, pero con este ajetreo, no veas, me han entrado ganas de ir al baño.- Juana, por favor, espera, que es que estás en la ventanilla y estas señoras están diciéndo que nos pongamos el cinturón que van a despegar, Juana aguanta, pero nada más empezar la carrera de rodadura, ya se ha dado cuenta de que tiene un montón de botoncitos encima de su cabeza, empieza a apretarlos, se enciende la luz, pero ella no quiere leer, lo apaga, ufff cuanto aire sale por ahí, llama a los TCP para que le quiten tanto aire y le den una manta (Que ha visto que le daban a otra señora que va con niños), además también ha decubierto que hay almohadas, en fin, que sin todavía despegar el avión, ya Juana tiene un montón de cosas pendientes para los TCP en cuanto se levanten, que no sabe ella qué es lo que hacen ahí sentados en vez de ponerse a trabajar...Éste es un tipo de turista que ha surgido por las diversas mejoras sociales de los diferentes países, se llama turismo de mayores, es para jubilados y algunos ni habían salido de su tierra nunca, pero al ver las ventajas de ser un turista por unos dias no se pueden resistir y allá van.

Turista/residente.-

Es el que va siempre al mismo sitio, suele ser también mayor...(Entre 75 y 95 años),este se las sabe todas, a veces, incluso pretende saber más (Y lo consigue) que los propios residentes del lugar. Cuando llega al destino, hace acopio de las novedades que pueda haber desde su última estancia, que suele ser de un año, si no hay novedades, empiezan sus quejas, si las hay, no son de su agrado, suele este especímen moverse en transporte público por razones obvias mayormente, (No ve bien, no le responden las articulaciones o está un poco desorientados) así que se informa de todo lo concerniente a transporte y así se mueve, de esta manera, suele ocurrir, que cuando es la época de este turista, si miras en los autobuses ves todas las ventanillas ocupadas por cabezas llenas de pelos blancos o de lo contrario cabezas sin ningún pelo...a este visitante le gusta mucho también caminar y tomar el sol, (Vitamina D y calcio), ya saben... pasa horas paseando y buscando la oferta más ventajosa para comprar cualquier cosa, pan, periódico, café, alojamiento para el próximo años si está vivo, etc. etc., suele quedarse largas temporadas y se retira a sus lugares de origen una vez pasada las época fría.

Parejas de amor.-

Es un turista enamorado, de entrada, bajo los efluvios de su emotiva situación, dá igual lo que le ofrezcas, lo ve todo bonito, apenas le das una rutita de nada y un mapita allá que va con su pareja y se lo pasan pipa, éste no necesariamente necesita ir a un lugar definido de cultura o de sol, ello es indiferente, lo importante sobre todo es que la cama sea de matrimonio, no mucho más que decir de este tipo de turista, volverá cuando tenga los 70 u 80 años para recordar los viejos tiempos, eso si tiene ganas de recordarlos...

Turista familiar.-

Es el que viaja con su pareja y un par de niñitos. Todo va a girar en torno a ellos, (los niñitos), si le das una ruta para visitar los lugares en coche te dirá: ¿Pero pueden ir nuestros pequeños turistas sin sufrir algún deterioro por la carretera? (Como si en su lugar de origen no se movieran de la misma forma), bien, si le dices que hay un paseo marítimo maravilloso, te dirá: Ah, pero ésto no, porque los niños (6 y 8 añitos), se cansarán... (Yo iba al cole y volvía sola caminando), a veces me ha pasado ésto mismo pero con el abuelo, o sea, el señor de unos 85 años, que me contesta que su nieta de 12 no puede caminar mucho porque se cansa, no le queda nada a su nietita con el colesterol...pero el abuelo sí que puede eh??, en fin, son cosas del turista.

Y, por fin, El turista culto.-

Éste puede tener cualquier edad, llega a una islita perdida y empieza a demandar actos culturales, si no los hay, hará un escrito proponiendo los diferentes eventos que él piensa deberían sucederse desde que se tome su inteligente iniciativa, sin darse cuenta que para que artistas internacionales se dirijan a dicho lugar perdido y sin quorum suficiente, habría que hacer algo más que escribir una sugerencia. De todas formas, a veces, hasta son capaces de inventarse cultura y establecerse definitivamente en esos lugares dándole mayor auge a pueblecitos perdidos y rincones desconocidos por los lugareños. Bien.

Bueno, espero que se entienda que lo único que persigo con este post es divertirme y divertir, creo que cualquier persona con un mínimo sentido del humor puede encontrar la forma de al menos sonreir, viéndose en cualquiera de estos casos que seguro hemos vivido si no nosotros mismos, en otros a los que hayamos observado.